¡Espera un poco!
Read and listen

No tienes nada aún. ¿Ya viste lo nuevo en nuestra Store?

Ayy, close that door, we blowin' smoke
Perspectives

Bolsonaro podría visitar zonas afectadas y recibir ayuda de los EE.UU. y Alemania

Los incendios continúan. Foto: The Harvard Gazette
Words mor.bo

Update 30/08/2019, 17:35 horas:

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, declaró que la próxima semana podría visitar las zonas afectadas por los incendios en el Amazonas. La información se supo en una rueda de prensa llevada a cabo en Brasilia hoy viernes 30 de agosto, desde la que Bolsonaro manifestó que considerará, además, recibir ayuda de los Estados Unidos. 

“Quizás haya noticias pronto. Le pedí a Trump que nos ayudara. Trump dijo que no podría tomar una decisión sin antes escuchar de Brasil. Brasil es un país amigo de todos y yo soy diplomático”. 

Adicionalmente, Bolsonaro también reveló que espera una llamada telefónica de la canciller alemana, Angela Merkel, y reveló además que podría atacar la crisis del amazona con ayuda de Alemania y Estados Unidos

Estas declaraciones se realizaron minutos después de que el hijo de Bolsonaro, el diputado Eduardo Bolsonaro, arribara al país norteamericano, donde tiene una audiencia en la Casa Blanca con el presidente Donald Trump, en una campaña que verá al joven Bolsonaro ser nombrado embajador de Brasil en los Estados Unidos. 

Bolsonaro, quien esta semana tuvo varios encontronazos con el presidente de Francia, Emmanuel Macron, había rechazado USD $20 millones que provendrían de los países que conforman el G7, y criticó fuertemente que Macron se aprovechara de la delicada situación para conseguir el apoyo del lobby de los agricultores de su país, acusaciones que Macron rechazó rotundamente y manifestó además que los incidentes en el amazonas son el problema del mundo. 

La relación entre ambas naciones fue puesta en tela de juicio una vez que Bolsonaro criticara el aspecto físico de la primera dama de Francia, lo cual motivó a Macron a declarar que Bolsonaro no era la persona ideal para liderar ese país. Entre tanto, los incendios en la región continúan. 

Update 29/08/2019, 11:30 horas:

Amazonas: Bolsonaro suspende las quemas por dos meses para evitar la propagación de los incendios

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, firmó el miércoles un decreto para prohibir las quemas en todo el país durante dos meses, mientras las autoridades se apresuran a frenar los incendios en la Amazonia, que han desencadenado una protesta mundial.

Las llamas, que han envuelto partes de la selva tropical más grande del mundo — y crucial para mantener un clima global estable — también desataron una disputa diplomática entre Brasil y Europa, que amenaza con acabar un importante acuerdo comercial entre la Unión Europea y Mercosur.

El decreto, que se publicó oficialmente el día de hoy, prohíbe cualquier quema durante los próximos 60 días, salvo algunas excepciones en los casos de prácticas agrícolas y forestales aprobadas, según informa el diario Folha de S. Paulo.

A esta medida se le suma la renovada demanda de Bolsonaro de que el líder francés, Emmanuel Macron, retire los “insultos” contra él como condición para aceptar la oferta del G7 de 20 millones de dólares para ayudar a combatir los incendios.

Bolsonaro rechazó inicialmente la oferta del G7, pero parece que cambió de opinión en las últimas horas, afirmando que Brasil aceptaría la ayuda exterior con la condición de que tuvieran el poder de controlar a dónde iba el dinero.

De acuerdo con reportes de El País, desde el pasado enero hasta esta semana, se registraron 83.329 focos de incendios en Brasil, más de la mitad (52,1%) en la selva amazónica, según datos de instituto de observaciones espaciales INPE, lo que representa un aumento de un 77% respecto al mismo periodo del año pasado y constituye un récord de incendios desde 2010. Para combatir las llamas, el gobierno carioca ya ha desplegado más de 3.900 militares y brigadistas, cientos de vehículos y 18 aeronaves, entre ellas dos aviones cisterna Hércules C-130, para controlar las llamas, de acuerdo con datos del Ministerio de Defensa

Update: 27/08/2019, 11:25 horas:

Brasil rechaza USD $20 millones del G7 para detener los incendios en el amazonas

Autoridades gubernamentales de Brasil se negaron a recibir USD $20 millones destinados por los países del G7 para detener los incendios que han deforestado gran parte del amazonia en las últimas dos semanas y para reforestar la selva que ha sido severamente afectada por las llamas. 

Así lo confirmó Onyx Lorenzoni, el jefe de gabinete del presidente de Brasil Jair Bolsonaro, quien declaró ante el canal de noticias G7: “Apreciamos la oferta, pero tal vez esos recursos son más relevantes para reforestar Europa”. 

El funcionario de gobierno de Brasil criticó severamente la actitud “colonialista” de Emmanuel Macron, presidente de Francia, y le sugirió que cuidara de “su hogar y sus colonias”, haciendo referencia incluso del reciente incendio en la catedral de Notre Dame que ocurrió en abril de este año. 

“Macron ni siquiera puede evitar un incendio previsible en una iglesia que es patrimonio de la humanidad. ¿Qué piensa enseñarle a nuestro país? Brasil es una nación democrática y libre que nunca tuvo prácticas colonialistas e imperialistas, como quizás es el objetivo del francés”.

Posteriormente, el presidente de Brasil declaró que aceptaría la ayuda del G7, pero únicamente si Macron estaba dispuesto a retirar los “insultos” en su contra. “Primero, Macron tiene que retirar sus insultos. Me llamó mentiroso. Una vez que haga eso, entonces podemos hablar”, declaró Bolsonaro.

La crisis diplomática entre Brasil y Francia creció luego de que Macron declarara que los incendios en el Amazonas equivalen a una crisis internacional y deberían discutirse como una de las principales prioridades en la cumbre del G7, lo cual motivó a Bolsonaro a acusar a Macron de tener una “mentalidad colonialista”. Posteriormente, Macron respondió al Bolsonaro de forma directa por redes sociales:  

“La selva amazónica es un tema para todo el planeta y podemos ayudar a reforestarla. Podemos encontrar los medios para su desarrollo económico que respete el equilibrio natural. Pero no podemos permitir que destruyas todo”.

También reconoció que Europa, al importar soja de Brasil, tuvo en parte la culpa de la presión agrícola sobre la selva tropical y dijo: “Somos en parte cómplices”.

Update: 26/08/2019, 13:00 horas:

Macron cuestiona capacidad de Bolsonaro de gobernar tras comentarios en contra de la primera dama de Francia

La relación diplomática entre Brasil y Francia se encuentra en estado frágil tras los agrios comentarios que realizó el presidente de ultraderecha de Brasil Jair Bolsonaro hacía la esposa de Emmanuel Macron, presidente de Francia. 

Todo comenzó durante el primer encuentro entre ambos líderes nacionales, donde Macron pidió a Bolsonaro que hiciera las gestiones necesarias para acabar con los incendios que amenazan con acabar con la selva amazónica. 

Posteriormente, un simpatizante de Bolsonaro publicó por Facebook una foto que muestra a ambos presidentes con sus esposas que deja entender que la mujer del presidente de Francia, Brigitte Macron, de 66 años de edad, es menos atractiva que la esposa del presidente de Brasil, Michelle Bolsonaro, de 37 años de edad. La foto estaba acompañada del siguiente comentario: “¿Entienden ahora por qué Macron persigue a Bolsonaro?”.

Lo que hizo que la situación se tornara tensa fue el comentario que hizo Bolsonaro al post de su simpatizante, donde declaró: “No humilles al tipo. LOL”.

Posteriormente, Macron declaró en una rueda de prensa durante la última jornada de la cumbre del G7, en Biarritz, Francia: “Como siento mucha amistad y respeto por el pueblo brasileño, espero rápidamente que tenga un presidente que esté a la altura”. 

Los ataques por parte del gabinete brasileño que apoyan a Bolsonaro continuaron; Eduardo Bolsonaro, hijo del presidente de Brasil y diputado del parlamento — y próximo embajador de esa nación ante los EEUU — retuiteó el viernes un vídeo de manifestaciones violentas de chalecos amarillos en Francia con el texto: “Macron es un idiota”. 

Adicionalmente, el ministro brasileño de Educación, Abraham Weintraub, declaró que “Macron no está a la altura de este debate”, en referencia a los incendios del Amazonia, y lo catalogó como “canalla oportunista que busca el apoyo del lobby agrícola francés”.

Update: 23/08/2019, 13:20 horas:

Amazonas: Bolsonaro cede ante la presión internacional y Francia e Irlanda amenazan con romper acuerdo con Mercosur

Mientras la selva amazónica continúa ardiendo en una serie de devastadores incendios que han llamado la atención de todo el mundo, las últimas horas han estado bastante movidas para Jair Bolsonaro y su gobierno, pues el día de hoy finalmente cedió ante la presión internacional y anunció que comenzaría desde ya esfuerzos para buscar apagar el fuego que se encuentra destruyendo el Amazonas.

En declaraciones ofrecidas a la prensa esta mañana, Bolsonaro dijo que buscará firmar una GLO (Garantía de Ley y Orden) para que el Ejército ayude en la lucha contra los incendios en la Amazonía, indicando que, sin embargo, no contaban con los recursos necesarios.

“Esa es la tendencia con la cerramos ahora en la mañana”, dijo en una declaración rápida cuando salía del Palácio da Alvorada. Cuando se le preguntó si tenía la intención de liberar recursos financieros, el presidente dijo que ese era justamente el problema al que se enfrentaba, volviendo a su discurso de que los incendios eran una manera de atacar a su gobierno. “No nos faltan enemigos como los de siempre, que insisten en ganar la guerra de la información contra la verdad”.

De esta manera, el mandatario brasileño se ve obligado a ceder ante las presiones de figuras como el secretario general de las Naciones Unidas, Antonio Guterres; el presidente de Francia, Emmanuel Macron, y el primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, la canciller alemana Angela Merkel y el jefe de Gobierno irlandés, Leo Varadkar.

Este último afirmó que su país está preparado para bloquear un acuerdo comercial entre la Unión Europea y el Mercosur, a menos que Brasil tome medidas en la selva del Amazonas. En un comunicado emitido el día de ayer, Varadkar llamó “orwellianas” las declaraciones del presidente de Brasil, quien dijo que los incendios eran responsabilidad de los grupos ambientalistas.

Por su parte, Macron llamó los incendios una “crisis internacional”, afirmando que este sería un tema vital durante las conversaciones del G7 de este fin de semana. A Bolsonaro no le cayeron muy bien las críticas, y acusó al presidente francés de “instrumentalizar” una cuestión interna brasileña para “obtener réditos políticos personales”, al tiempo que señalaba a los países que dan dinero para la preservación de la selva de “interferir en la soberanía de Brasil”, tal como relate El País.

“La sugerencia del presidente francés de que asuntos amazónicos sean discutidos en el G7 sin la participación de los países de la región, evoca una mentalidad colonialista que ya no tiene lugar en el siglo XXI”.

El presidente francés declaró esta mañana que su homólogo brasileño “mintió” en sus compromisos medioambientales, por lo que se opondrá a la firma del tratado de libre comercio entre la Unión Europea y Mercosur. Una declaración de la presidencia gala reza que “dada la actitud de Brasil estas últimas semanas, el presidente solo puede constatar que el presidente Bolsonaro le mintió durante la cumbre de Osaka” del G20, y que en esas condiciones, Francia se opondrá al acuerdo con Mercosur.

El acuerdo comercial UE/Mercosur es uno de los más grandes de la Unión Europea hasta la fecha, y tomó 20 años de negociaciones. El mismo reduce o elimina aranceles comerciales en ambas partes, haciendo que las empresas de la UE que hacen productos industriales y automóviles tengan acceso al Mercosur; y ayudando a los países del Mercosur a exportar productos agrícolas, incluyendo carne de res, azúcar y aves de corral, a la UE.

Por su parte, el ministro del ambiente de Brasil, Ricardo Salles, declaró en una entrevista a The Financial Times, que la mejor solución para combatir los incendios forestales era “monetizar” al Amazonas, pues las leyes y regulaciones que fueron promulgadas y utilizadas durante los últimos 10 ó 20 años “fueron demasiado restrictivas para el desarrollo de las áreas amazónicas”, y que por eso muchas personas termina recurriendo a las actividades ilegales o criminales “porque no tienen espacio para hacer algo dentro de la ley”.

Mientras todo esto sucede, el gobierno de Colombia propusi esta semana hacer un proyecto conjunto con Brasil, Bolivia, Ecuador y Perú para prevenir una catástrofe ambiental causada por los incendios forestales del Amazonas, y “construir una agenda conjunta frente a los efectos del cambio climático, la deforestación y la degradación de esa zona”, dijo el ministro colombiano de Ambiente, Ricardo José Lozano.

Post original 21/08/2019, 13:50 horas:

Todo lo que sabemos de los incendios forestales que amenazan la selva amazónica de Brasil

Durante los últimos 16 días, una serie de brutales incendios forestales en Brasil se han encargado de devastar al menos medio millón de hectáreas de la selva amazónica, y los fuegos han sido tan intensos, que esta semana la ciudad de São Paulo terminó sumergida en la oscuridad cuando una columna masiva de humo descendió sobre la ciudad, alarmando a los residentes mientras un número récord de incendios se desataba en la selva tropical más grande del mundo.

El día se convirtió en noche alrededor de las 3 de la tarde, según el periódico Folha de S.Paulo, y persistió durante más de una hora. Funcionarios del Instituto Nacional de Meteorología (Inmet) de Brasil dijeron que la escena fue el resultado de una combinación de factores: aire frío, húmedo y humo de incendios sin precedentes que arden en la selva amazónica a miles de kilómetros de distancia, explicó Franco Vilela, meteorólogo de Inmet.

“La materia particulada, proveniente del humo producido por estos grandes incendios forestales que están ocurriendo, junto con el aire frío y húmedo que hay en la costa de São Paulo, causó la oscuridad”.

El evento ha empezado a causar alarmas tanto en Brasil comoel resto del mundo, debido al temor de que uno de los últimos pulmones vegetales del planeta.

¿Por qué ocurren estos incendios?

Por lo general, los incendios forestales ocurren a menudo en la estación seca en Brasil, pero también se inician deliberadamente en un esfuerzo por deforestar ilegalmente la tierra para la ganadería. De acuerdo con BBC, se han detectado más de 74.000 incendios entre enero y agosto, la cifra más alta desde que se iniciaron los registros en 2013. Desde el jueves pasado, han habido más de 9.500 incendios forestales, la mayoría en la región amazónica.

De acuerdo con datos de la Organización Meteorológica Mundial, una masiva columna de humo proveniente de los incendios de la selva tropical se había extendido por todo Brasil y por la zona costera el martes. La oscuridad causó que muchos medios de comunicación social expresaran su preocupación por los continuos incendios que arden en el bosque tropical más grande del mundo.

Los activistas medioambientales, por su parte, señalaron que el aumento reciente de la deforestación fue el detonante de los incendios. “Lo que estamos viendo es una consecuencia del aumento de la deforestación visto en cifras recientes”, dijo Ricardo Mello, del Programa Amazonas del WWF. El mes pasado, el INPE publicó datos preliminares que muestran que la deforestación en la porción brasileña de la selva amazónica se disparó más de 88 por ciento en junio, en comparación con el mismo mes del año pasado, el segundo mes consecutivo de creciente destrucción forestal bajo el régimen de Bolsonaro. En ese entonces, Jair Bolsonaro fue señalado por el entonces director de la organización, Ricardo Galvão, por instar a leñadores y taladores ilegales a deforestar la selva para la comercialización de madera. 

Galvão presentó un informe anual ante la presidencia de Brasil, en la cual se muestra como los incendios en la región amazónica han incrementado de forma desenfrenada desde que Bolsonaro llegó al poder y como respuesta, el presidente de ese país catalogó la información como “patrañas”, declarando además que “esos números no muestran la realidad”. 

Luego de publicar las cifras, Bolsonaro despidió al director del instituto, diciendo que eran “inexactas” y que “mancillaban la reputación de Brasil en el exterior”. Al dejar el INPE, Galvão catalogó a Bolsonaro como “cobarde” por no aceptar la realidad de la deforestación del amazonas a causa de los incendios. 

¿Cuál ha sido la respuesta del gobierno de Brasil?

El día de hoy, luego de que se viralizaran las imágenes de los incendios y de la oscuridad en São Paulo, el presidente Jair Bolsonaro insinuó las ONG ambientalistas podrían haber provocado los incendios para “llamar la atención” contra su gobierno, tal como destaca el diario Folha de S.Paulo.

“Puede estar habiendo, no lo estoy afirmando, una acción criminal de esa gente para llamar la atención contra mi persona, contra el gobierno de Brasil. Esa es la guerra que estamos enfrentando”.

Aunque el mandatario no presentó ninguna prueba para la acusación, continuó diciendo en sus declaraciones que había quitado recurso a esas organizaciones, y como “no tienen más”, habrían causando incendios en “lugares estratégicos”. “Nadie tiene las condiciones de filmar todos los lugares donde hay fuego y mandarlas para fuera. Por lo que todo indica, fueron allí para filmar y prender fuego. Eso es lo que siento”, agregó.

El líder brasileño ha enfrentado crecientes críticas internas por su retórica sobre el medio ambiente, a la que los activistas culpan por envalentonar a los madereros, mineros y agricultores de la Amazonia. Bolsonaro también se ha visto sometido a una creciente presión de las potencias internacionales para proteger el medio ambiente de Brasil bajo los términos de un histórico acuerdo de libre comercio negociado durante dos décadas entre la Unión Europea y el bloque sudamericano Mercosur, acordado el mes pasado.

El pacto requiere que el gigante latinoamericano cumpla con el acuerdo climático de París, del que Bolsonaro ha amenazado con retirarse, y también tiene como objetivo poner fin a la deforestación ilegal, incluso en la Amazonia brasileña.

En medio del aumento de la deforestación, Noruega y Alemania detuvieron decenas de millones de dólares de subsidios de protección amazónica al Fondo Amazónico, acusando a Brasil de darle la espalda a la lucha contra la deforestación. La medida se tomó después de que la administración de Bolsonaro cambió unilateralmente la estructura de gobierno del fondo y cerró el comité directivo que selecciona los proyectos a respaldar, sin hacer ninguna propuesta formal para la composición de un nuevo comité.

¿Cuáles son las consecuencias?

El número de incendios forestales causados por seres humanos en la selva amazónica de Brasil ha incrementado en un 84%, de acuerdo con el Instituto Nacional de Investigaciones Espaciales (INPE) de ese país. En comparación con el mismo período de sequía del año pasado, se apreciaron un poco más de 40 mil incendios durante el 2019. El INPE también manifestó que nunca antes se habían contabilizado tantas quemas de árboles en la región y que el peor año fue 2016, con 68 mil de estos incidentes. 

Todos estos incendios se evidenciaron en la región amazónica del país, la cual es el hogar de más de un millón de especies de plantas y animales, además de un sin fin de aborígenes — se cree que en la zona habitan al menos un millón de indígenas que aún no han sido descubiertos. 

Además, la selva amazónica es considerada el último pulmón del planeta y ayuda a aliviar los altos niveles de contaminación ambiental que causan el calentamiento global. Observadores de la NASA indicaron que los incendios incrementaron en las regiones de Amazonas y Rondonia, pero que disminuyeron en zonas como Mato Grosso y Pará. 

Cuando los individuos talan y queman árboles para dejar paso a tierras de cultivo y pastos para el ganado, así como cuando talan selectivamente para obtener árboles de cultivos comerciales, la naturaleza alterada de la selva tropical contribuye a los incendios en curso. La remoción de árboles permite que el sol alcance y caliente el suelo del bosque, secando la vida de las plantas. Mientras tanto, el humo suprime las precipitaciones y la formación de nubes, al tiempo que calienta la atmósfera.

Este humo cambia el clima local, compromete la salud de los seres humanos y pone a los animales y las plantas en un riesgo masivo: el daño causado a la biodiversidad y al suelo dificulta la regeneración de los bosques tropicales después de tales incendios.

Además, la pérdida de la Amazonía a través de la deforestación significa que se liberan emisiones de carbono mientras se destruye un sumidero de carbono que una vez fue masivo. Los bosques desempeñan un papel en la mitigación del cambio climático porque pueden absorber el dióxido de carbono de la atmósfera. Sin embargo, un estudio realizado en 2014 demostró que la tala selectiva y los incendios forestales superficiales en la Amazonia pueden dar lugar a una liberación anual de 54.000 millones de toneladas de carbono. El martes, los científicos anunciaron en Nature Geoscience que la cuenca amazónica es cada vez menos efectiva en la absorción de carbono, concluyendo que “la resiliencia de la región al cambio climático puede ser mucho menor de lo que se suponía”.

Los científicos sostienen que reduciendo la tala, la perturbación y la degradación de los bosques, se pueden restaurar algunas de las capacidades de absorción de carbono de la Amazonia. Sin embargo, Bolsonaro parece no sentirse intimidado por las críticas a su gestión, por lo que queda por ver qué es lo que catalizará ese cambio, si es que algún día llega antes de que sea demasiado tarde.

Despues de leer, ¿qué te pareció?

  • 1
    Me gustó
  • Me prendió
  • 1
    Lo amé
  • 9
    Me deprime
  • 1
    WTF!
  • Me confunde