¡Espera un poco!
Read and listen

No tienes nada aún. ¿Ya viste lo nuevo en nuestra Store?

Ayy, close that door, we blowin' smoke
Perspectives Politics

¿Qué le espera al Reino Unido y al Brexit con la victoria de Boris Johnson?

Boris Johnson saludando a la prensa esta mañana en las a fueras de su residencia oficial, 10 Downing Street. Fotografía: Financial Times
Words mor.bo

Tal como lo predijeron las encuestas a boca de urna, el Partido Conservador británico logró una victoria histórica en las elecciones realizadas el día de ayer: fue la avalancha de votos más grande para el partido desde 1987 en la era de Margaret Thatcher, una que garantiza la estadía de los Tories en el poder y a Boris Johnson como Primer Ministro.

A primera hora de la mañana del viernes, los conservadores habían conseguido 364 de los 650 escaños de la Cámara de Representantes, muy por delante de los 203 escaños de los laboristas. Los demócratas liberales obtuvieron solo 11 escaños, mientras que el Partido Nacional Escocés obtuvo grandes ganancias en Escocia, con 48 escaños de un total de 59, con lo que se encienden una vez más los fuegos del proceso independentista escocés, liderado por Nicola Sturgeon.

Con estos resultados, Boris Johnson regresa como primer ministro con el capital político para sacar al Reino Unido de la Unión Europea a principios de 2020 y pasar a las negociaciones sobre la futura relación de Gran Bretaña con el bloque. En su discurso de victoria, Johnson declaró que el resultado “pone a dormir” el debate sobre un segundo referéndum de Brexit.

“Esta elección significa que lograr Brexit es ahora la decisión irrefutable, irresistible e indiscutible del pueblo británico. Y en estas elecciones creo que hemos puesto fin a todas esas amenazas miserables de un segundo referéndum”.

¿Qué sucederá ahora con el Brexit?

"Get Brexit Done" fue el eslogan de la campaña de Johnson. Fotografía: The Sun
“Get Brexit Done” fue el eslogan de la campaña de Johnson. Fotografía: The Sun

Después de haber insistido en que todos los candidatos tories apoyaran el acuerdo Brexit que alcanzó con Bruselas en octubre, el primer ministro puede impulsar su acuerdo en el parlamento del Reino Unido sin más demora.

Con una mayoría absoluta, el Parlamento en su conjunto será mucho más amigable; en términos del período inmediatamente posterior a las elecciones generales, la entrega de la legislación para Brexit debería ser un proceso muy sencillo y el Acuerdo de Retirada debería pasar por la Cámara sin problemas, ya que los conservadores tienen mayoría absoluta y todos los candidatos han apoyado el acuerdo.

Se espera que la Cámara de los Comunes vuelva a votar sobre el acuerdo antes de Navidad. La Cámara de los Lores considerará entonces el plan y, una vez que sea ratificado por el Parlamento del Reino Unido, el Parlamento Europeo votará sobre el acuerdo. Se espera que este proceso transcurra sin problemas, lo que permitirá a Johnson cumplir con la fecha de salida programada del 31 de enero de 2020.

El reto de la transición

Aunque hay un acuerdo de salida, los británicos podrían aún terminar saliendo de la UE en caída libre. Fotografía: The Economist
Aunque hay un acuerdo de salida, los británicos podrían aún terminar saliendo de la UE en caída libre. Fotografía: The Economist

Sin embargo, después de eso, la atención se centrará rápidamente en la fase de transición, que mantiene el comercio del Reino Unido con la UE en las condiciones actuales hasta finales de diciembre de 2020. Durante esta transición, Johnson tendrá que decidir qué tipo de relación post-Brexit quiere con la UE, desde el comercio hasta la seguridad, la defensa, la pesca, la protección de datos y la ciencia.

Si no puede llegar a un acuerdo comercial durante esta fase de transición, el Reino Unido dejaría a la UE sin acuerdo y negociaría con su vecino más cercano en los términos de la Organización Mundial del Comercio. En su manifiesto de 2019, los conservadores prometieron no extender el período de transición de Brexit, aunque con una mayoría tan amplia y habiendo roto muchas promesas en el pasado, Johnson aún podría buscar más tiempo.

Bruselas, por su parte, dijo el viernes que estaba lista para iniciar la siguiente fase de negociaciones. En una cumbre de líderes de la UE celebrada en Bruselas, el presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, dijo que los líderes de la UE estaban “preparados para los próximos pasos”.

“Estamos listos para los siguientes pasos. Veremos si es posible que el parlamento británico acepte el Acuerdo de Retiro y tome una decisión. Y si es así, estamos listos para los siguientes pasos. Tenemos una forma de trabajar para garantizar la unidad de los países europeos, para garantizar la transparencia y para intentar mantener una estrecha cooperación con el Reino Unido”.

Los líderes de la EU-27 debatirán Brexit el viernes al final de su cumbre en Bruselas, y esta vez, al Reino Unido le interesaría que las conversaciones sobre los diferentes elementos de la futura relación se negociaran en paralelo, ya que esto permitiría una mejor gestión del tiempo, dada la presión de la fecha límite de diciembre de 2020 para el fin de estas conversaciones. Aún así, es probable que el gobierno británico continúe preparándose para un posible acantilado en diciembre de 2020.

Adiós Europa, hola Estados Unidos

Donald Trump y Boris Johnson. Fotografía: Newsweek
Donald Trump y Boris Johnson. Fotografía: Newsweek

Si se preguntan cómo el Reino Unido y su economía pueden subsistir en un bloque europeo basado en la reciprocidad económica, la respuesta es muy sencilla: con un acuerdo comercial con los Estados Unidos, quienes serían los verdaderos ganadores del Brexit. De hecho, una de las primeras personas en felicitar a Johnson, fue su aliado Donald Trump, quien dejó entrever que la firma del acuerdo está en ciernes.

“Este acuerdo tiene el potencial de ser mucho más grande y lucrativo que cualquier otro acuerdo que se pueda hacer con la UE. Celebremos a Boris,” dijo Trump. Durante la campaña electoral, el líder laborista, Jeremy Corbyn, intentó repetidamente presionar al partido conservador sobre el estatus del NHS (el Servicio Nacional de Salud) en cualquier acuerdo de este tipo.

A pesar de que Johnson insistió en que el NHS estaba “no a la venta” y que el presidente de EE.UU. insistió en que no le interesaría acceder al NHS si se presentaba “en bandeja de plata”, los objetivos de negociación de Washington, un documento público, incluyen la exigencia de que las “empresas estatales” “otorguen un trato no discriminatorio con respecto a la compra y venta de bienes y servicios”. También pide “acceso total al mercado para los productos estadounidenses”, para lo que llama “regímenes de reembolso regulatorios gubernamentales” para los productos farmacéuticos y los dispositivos médicos.

Luego de décadas con un sistema de salud gratuito y de calidad, parece que los conservadores están dispuestos a privatizarlo… si es un buen negocio.

La crisis de austeridad y la NHS

Jack, el niño que terminó durmiendo en el piso por falta de cama en un hospital británico, fue parte de la discusión de la campaña. Fotografía: Yorkshire Evening Post
Jack, el niño que terminó durmiendo en el piso por falta de cama en un hospital británico, fue parte de la discusión de la campaña. Fotografía: Yorkshire Evening Post

Los conservadores han estado en el poder desde 2010; bajo su liderazgo, el servicio de salud británico, el NHS, ha sufrido una serie de recortes presupuestarios significativos en áreas como la atención del cáncer, los servicios de salud sexual y la atención social en la comunidad. También se recortaron los fondos para becas de enfermería y partería, con lo que los estudiantes se enfrentan ahora a 9.000 libras esterlinas anuales de deuda en lugar de tener todos los fondos necesarios pagados, como solía suceder hace unos años.

Además, la relación entre el gobierno y los trabajadores de la salud es muy tensa. Aunque Johnson, al igual que otros líderes del partido antes que él, afirma estar escuchando a los que trabajan en el servicio de salud, la confianza parece haberse perdido: Los conservadores no han logrado en varias ocasiones tranquilizar a los ciudadanos de la UE, muchos de los cuales son médicos y enfermeras, sobre sus derechos a vivir y trabajar en el Reino Unido una vez finalizado el divorcio con la UE. Como resultado, el número de médicos y enfermeras de la UE que trabajan en el NHS disminuyó. Esto, junto con la retórica de Johnson en contra de la inmigración y la retórica de “Brexit duro”, hace parecer que más médicos seguirán su ejemplo.

La idea de que el Gobierno conservador resuelva la crisis del NHS es una fantasía política: aunque se presentan a sí mismos invirtiendo dinero en el servicio de salud, pero no reconocen los catastróficos recortes de fondos que fueron aprobados por ellos mismos. Prueba de ello es que el pasado domingo, el Yorkshire Evening Post reveló la desgarradora historia de un niño de cuatro años con una presunta neumonía que tuvo que dormir en el suelo de un hospital durante más de cuatro horas debido a la escasez de camas.

A esto se le suma el hecho de que el Reino Unido, la quinta nación más rica del mundo, tiene más de 4 millones de personas viviendo en condiciones de pobreza crítica debido a las “medidas de austeridad” implementadas por el gobierno conservador: el estudio realizado este año demostró que la austeridad había socavado dos décadas de políticas contra la pobreza. “Al recortar 40.000 millones de libras esterlinas al año de nuestro presupuesto de trabajo y pensiones mediante recortes y congelaciones en créditos y beneficios fiscales, el gobierno ha invertido el progreso”, dijo Alison Garnham, directora ejecutiva del Grupo de Acción contra la Pobreza Infantil.

Ya no es raro encontrar historias sobre padres que obligan a sus hijos a comer una sola vez al día para ahorrar comida, o cómo los beneficios sociales a los más vulnerables (ancianos, personas con discapacidad, familias con pobreza crítica) parecen disminuir. Sin embargo, los votantes del Reino Unido parecen pensar que dejar de recibir a inmigrantes, incluso de la misma Europa, es más importante.

Será un largo camino para los británicos sin importar con qué tipo de Brexit terminen; solo la historia dirá si tomaron la decisión correcta con Johnson.

Despues de leer, ¿qué te pareció?

  • Me gustó
  • Me prendió
  • Lo amé
  • 1
    Me deprime
  • WTF!
  • Me confunde