CLOSE
Follow 🔥
Coronavirus
¡Espera un poco!
Read and listen
Ayy, close that door, we blowin' smoke
Perspectives

Protestas en EE.UU. por el asesinato de George Floyd, un hombre afroamericano asfixiado por la policía

Un manifestante pide justicia para George Floyd durante las protestas suscitadas en la ciudad de Minneapolis. Fotografía: Reuters
Words mor.bo

Cuatro policías de Minneapolis fueron despedidos el martes después de la muerte de George Floyd, un hombre negro que fue filmado pidiendo ayuda cuando su cuello fue aplastado bajo la rodilla de un oficial blanco. En un video de Facebook que se volvió viral, se puede escuchar a Floyd jadeando y suplicándole al oficial, “por favor, no puedo respirar”. Floyd murió a última hora del lunes, según confirmó la policía, lo que provocó la indignación de los miembros y líderes de la comunidad y dio lugar al despido de los oficiales.

El video del incidente muestra al policía inmovilizando a Floyd, de 40 años, en el pavimento con su rodilla en el cuello del hombre durante varios minutos. Floyd fue identificado por el prominente abogado de derechos civiles Ben Crump, quien dijo que había sido contratado por la familia Floyd. En el video, el oficial le dice a Floyd que “se relaje”. Floyd responde: “No puedo respirar. Por favor, la rodilla en mi cuello”. El oficial continúa sujetando a Floyd con la rodilla durante varios minutos, con Floyd suplicando y pidiendo agua. “Me duele el estómago. Me duele el cuello. Por favor, por favor. No puedo respirar”, grita Floyd, mientras gime y trata de toser.

Floyd finalmente aparece inmóvil bajo la rodilla del oficial.

En el video, se oye a los que estaban viendo el incidente rogando a la policía que se aleje de Floyd. “No se está moviendo”, se puede escuchar a un espectador diciendo. “Quítate de su maldito cuello”. No está claro lo que pasó antes y después de que se tomara el video, que puede verse a continuación. Atención: imágenes fuertes.

Cientos de personas salieron a las calles en la intersección donde Floyd fue inmovilizado para manifestarse contra el racismo y el uso excesivo de la fuerza por parte de la policía. Multitudes de manifestantes pacíficos marcharon con carteles y mascarillas en sus rostros, mientras que un grupo de manifestantes revoltosos se reunió más tarde en torno a una comisaría de policía local y se encontraron con agentes con equipo antidisturbios y gas lacrimógeno.

Mientras tanto, el jefe de la policía de Minneapolis, Medaria Arradondo, dijo durante una conferencia de prensa que los cuatro oficiales involucrados en el incidente eran ahora “ex empleados”. El alcalde de la ciudad, Jacob Frey, confirmó que los oficiales habían sido despedidos, diciendo “esta es la decisión correcta para nuestra ciudad”.

Mientras tanto, la Oficina de Aprehensión Criminal de Minnesota (BCA) dijo que estaba “investigando las circunstancias que rodearon un incidente” y añadió que estaba compartiendo información con el FBI, que “está llevando a cabo una investigación federal de derechos civiles por separado a petición del Departamento de Policía de Minneapolis”. Los policías involucrados en el incidente llevaban cámaras corporales, dijo el departamento de policía de Minneapolis, pero las imágenes no se han hecho públicas.

Los miembros y líderes de la comunidad han expresado su indignación por el incidente, y muchos han hecho comparaciones con Eric Garner, un hombre negro desarmado que murió en 2014 después de que la policía de la ciudad de Nueva York lo asfixiara y este rogara: “No puedo respirar”. El alcalde de Minneapolis, Jacob Frey, llamó al incidente “equivocado en todos los niveles”.

“Ser negro en Estados Unidos no debería ser una sentencia de muerte. Este oficial falló en el sentido más básico y humano. Todo lo que sigo volviendo es a esto: este hombre no debería haber muerto… A nuestra comunidad negra, a la familia: Lo siento mucho”.

Otros dijeron que si bien el despido de los oficiales involucrados era un buen primer paso, también deberían ser procesados.

“Las acciones de los oficiales involucrados son inexcusables y merecen consecuencias rápidas”, dijo Leslie Remond, el presidente del capítulo de Minneapolis de la Asociación Nacional para el Avance de la Gente de Color (NAACP). “Sus acciones representan un peligroso precedente establecido por el sentimiento racista, xenófobo y prejuicioso de nuestra sociedad contra los negros. Fuimos testigos de una violación de nuestros derechos humanos, y debemos hacer que todos los implicados respondan penalmente por la muerte del Sr. Floyd”, dijo en una declaración.

Según una base de datos sobre violencia policial del diario Washington Post, más de 1.000 personas han sido asesinadas por la policía en los Estados Unidos el último año, y los afroamericanos son asesinados por la policía a un ritmo desproporcionado. Los adultos afroamericanos tienen casi seis veces más probabilidades de ser encarcelados o encarceladas que los adultos blancos, según el grupo de vigilancia Sentencing Project. Estas disparidades raciales han dado lugar a Black Lives Matter, un movimiento que se fundó en 2013 y que trata de poner fin a la violencia policial y crear poder local para intervenir en la violencia infligida a las comunidades negras.

Despues de leer, ¿qué te pareció?

  • 3
    Me gustó
  • Me prendió
  • 1
    Lo amé
  • 3
    Me deprime
  • WTF!
  • 1
    Me confunde