¡Espera un poco!
Read and listen

No tienes nada aún. ¿Ya viste lo nuevo en nuestra Store?

Ayy, close that door, we blowin' smoke
Perspectives

Costureras en Lesoto son forzadas a tener sexo en fábricas de Levi Strauss, Calvin Klein y Wrangler

Las mujeres declararon de forma anónima por miedo a ser despedidas. Foto: Dazed
Words Michel Narváez

“Violencia y acoso por motivos de género” son los factores más relevantes de un informe generado por la organización sin fines de lucro Worker Rights Consortium, el cual muestra que alrededor de 140 mujeres trabajadoras son forzadas a tener sexo con sus superiores si no logran alcanzar la cuota asignada a cada una de las empleadas. Dichos abusos están ocurriendo en tres importantes fábricas ubicadas en Lesoto, un país ubicado al sur de África. 

El informe, que lleva por nombre Gender-based violence and harassment at Nien Hsing Textile Co. LTD (Lesotho), también reveló que las tres fábricas pertenecen a una empresa taiwanesa llamada Nien Hsing Textile Co., la cual elabora prendas de vestir para Levi Strauss, Calvin Klein y Wrangler

El informe es el resultado de una investigación que tomó alrededor de dos años y para el cual se entrevistaron a más de 150 mujeres, de las cuales, más del 95% declararon haber sido víctimas de acoso y abuso sexual, bajo la promesa de mejoras en los contratos laborales y condiciones de trabajo más favorables: promesas que nunca fueron cumplidas. 

“Para las mujeres, se trata de supervivencia y nada más… Si decimos que no, no nos dan el trabajo o no nos renuevan el contrato”, aseveró una de las mujeres trabajadoras de forma anónima. Otra de las víctimas declaró lo siguiente: 

“Se nos exige mentir en nombre de la compañía… Las personas que compran los productos que fabricamos estaban en las instalaciones, y los dueños de la fábrica nos amenazaron con que si decíamos la verdad de lo que realmente sucede acá, podríamos poner en peligro nuestros trabajos”. 

La industria textil y de confección en Lesoto sigue creciendo pese a los problemas que han enfrentado en años recientes. Se estima que la fuerza laboral en el país africano supera las 38 mil personas, y se cree que este número incremente en un 50% en los próximos 10 años, con la mayoría de estos trabajadores fabricando prendas de vestir para compañías estadounidenses y europeas, las cuales están al tanto de los abusos que se llevan a cabo y cuyos esfuerzos para detenerlos no han dado suficientes resultados. 

El vicepresidente de Levi Strauss & Co, Michael Kobori, informó a la Associated Press que a Nien Hsing le habían dicho que estos abusos hacia los trabajadores no serán tolerados y que desarrollarían “un plan de acción correctiva”.

Adicionalmente, Levi Strauss & Co también se unió a Kondoor Brands (propietaria de Lee Jeans y Wrangler) en la firma de acuerdos para terminar con el asalto sexual y el acoso en cinco fábricas en Lesoto. 

Desde entonces, Nien Hsing firmó un acuerdo que establece que se organizará un comité independiente, conformado por dos grupos de mujeres y cinco sindicatos para hacer cumplir las leyes y ayudar a manejar futuras acusaciones. 

“Nos esforzamos por garantizar un lugar de trabajo seguro para todos los trabajadores de nuestras fábricas y, por lo tanto, estamos totalmente comprometidos a implementar este acuerdo de manera inmediata”, declaró el presidente de la compañía, Richard Chen. No obstante, la empresa no reveló si los trabajadores que formaron parte en estos abusos — quienes son nativos del país africano y algunos otros extranjeros — fueron sancionados o despedidos.

Despues de leer, ¿qué te pareció?

  • 1
    Me gustó
  • Me prendió
  • 1
    Lo amé
  • 11
    Me deprime
  • 6
    WTF!
  • Me confunde