CLOSE
Follow 🔥
Coronavirus
¡Espera un poco!
Read and listen
Ayy, close that door, we blowin' smoke
Coronavirus Perspectives

Con la propagación del coronavirus, aumentan los casos de xenofobia y discriminación contra personas asiáticas

Varios países occidentales parecen estar discriminando a asiáticos (sin importar su origen), por pensar que su etnicidad implica que son portadores del coronavirus. Fotografía: NBC News
Words mor.bo

Los asiáticos orientales de todo el mundo están experimentando una creciente discriminación junto con el aumento del número de personas infectadas por el nuevo coronavirus, que se originó en Wuhan, Hubei, China central, a finales del año pasado. Hasta la fecha, más de 7.700 personas han dado positivo en las pruebas de detección del virus, y el número de muertes ha llegado a 170. Aunque la mayoría de las personas diagnosticadas con el virus se encuentran en China, hay otros 15 países en los que también se ha encontrado el virus, entre ellos los Estados Unidos, Australia, Japón, Francia y Alemania.

En Singapur, por ejemplo, se han notificado 10 casos del coronavirus de Wuhan, todos ellos de personas que han estado en China recientemente. No ha habido propagación de la enfermedad en la comunidad y el gobierno ha tomado medidas rápidas para hacer frente al brote, estableciendo un grupo de tareas multiministerial para abordar las diversas cuestiones que se plantean. Sin embargo, como informa Straits Times, algunos singapurenses piden una prohibición general de que cualquier ciudadano chinos viaje al país, no solo los que llevan pasaportes expedidos en Hubei, o los que han visitado la zona recientemente.

Una joven incluso inició una petición “para detener temporalmente a los nacionales chinos y a los viajeros de China que llegan a nuestras costas”, que desde entonces ha obtenido 122.000 firmas en cinco días. Si bien los temores por la salud y la seguridad son las principales razones que la gente cita para pedir la prohibición de los viajeros chinos, algunos comentarios en la plataforma de la petición, change.org, parecen tender hacia un sesgo xenófobo. En Malasia, una petición similar fue firmada por más de 400.000 personas en menos de una semana.

Mientras tanto, los asiáticos orientales en Francia han reportado ser discriminados, sean o no chinos, o hayan estado en China recientemente. El hashtag de Twitter #JeNeSuisPasUnVirus (#NoSoyUnVirus) comenzó a ser tendencia en el país: incluso personas de ascendencia vietnamita y camboyana han informado de un aumento de las actitudes negativas contra ellos.

En Canadá, a los ciudadanos de ascendencia china les preocupa que se repita lo ocurrido durante el brote de SARS en 2003, en el que la comunidad se vio afectada económicamente. La BBC cita a Justin Kong, director ejecutivo del capítulo de Toronto del Consejo Nacional Chino Canadiense, diciendo: “El daño fue grave. Una pérdida de ingresos, una pérdida de empleos, gente que perdió su medio de vida, que perdió sus hogares. Enfrentar el estigma en la escuela, en el lugar de trabajo”.

En cuanto al Reino Unido, The Guardian reseñó que “a la luz de los acontecimientos actuales, los asiáticos del este en el Reino Unido están en alerta máxima, prestando mucha atención a la forma en que la gente interactúa con ellos. No es su preocupación por la salud lo que es problemático, sino el estereotipo de que todos los asiáticos orientales son un riesgo de coronavirus. En momentos como este, incluso un simple viaje en autobús puede ser un ambiente hostil”.

En Italia, el país europeo con mayor número anual de turistas chinos, la confirmación de dos casos confirmados — una pareja que llegó a Milán desde Wuhan el 23 de enero en un día festivo de año nuevo lunar — coincidió con incidentes de xenofobia y llamamientos a evitar los restaurantes y las tiendas chinas. Roberto Giuliani, director del Conservatorio Santa Cecilia de Roma, uno de los institutos de música más antiguos del mundo, fue criticado por sus colegas el miércoles después de haber dicho a los estudiantes de China, Japón y Corea del Sur que no fueran a clase hasta después de que un médico hubiera visitado sus casas para asegurarse de que no habían contraído el virus.

https://twitter.com/mirkomilito/status/1223233592224112640

El día de hoy, el diario La Repubblica publicó una fotografía en su sitio web que muestra un café cerca de la Fontana de Trevi en Roma con un cartel afuera que dice que “todas las personas que vienen de China” tienen prohibida la entrada. A medida que se extiende, el virus ha revelado más y más juicios estereotipados sobre los chinos. También he escuchado relatos de asiáticos orientales, aunque no sean chinos, que recientemente han sido perfilados mientras viajaban en aeropuertos o en trenes debido a la percepción ignorante de que todos los asiáticos orientales son chinos”.

La discriminación ha acompañado históricamente al miedo a los brotes de enfermedades. No sólo en el caso del SRAS en 2003, sino también, más recientemente, el brote del Ébola en 2014 dio lugar a un mayor número de incidentes de discriminación contra las personas de ascendencia africana. Más atrás, cuando el VIH era un fenómeno nuevo en el decenio de 1980, la comunidad de personas lesbianas, gays, bisexuales y transgénero también experimentó un mayor número de prejuicios y discriminación.

Despues de leer, ¿qué te pareció?

  • 2
    Me gustó
  • Me prendió
  • Lo amé
  • 4
    Me deprime
  • 4
    WTF!
  • Me confunde