¡Espera un poco!
Read and listen

No tienes nada aún. ¿Ya viste lo nuevo en nuestra Store?

Ayy, close that door, we blowin' smoke
Film / TV

“Calm With Horses”: Barry Keoghan protagoniza una brutal historia de violencia, drogas y venganza

"Calm With Horses". Fotografía: Elemental Distribution
Words mor.bo

El joven irlandés Barry Keoghan es uno de los rostros más conocidos de una nueva generación de actores que se están dando a conocer gracias a sus trabajos en series y filmes independientes: quizás lo hayas visto en ’71, Mammal, Trespass Against Us, Dunkirk, American Animals o como uno de los “liquidadores” de Chernobyl. Pero fue su rol como Martin, un adolescente chantajista, en el filme The Killing of a Sacred Deer, de Yorgos Lanthimos, el que lo introdujo en las mentes (y algunas pesadillas) del público alrededor del mundo.

El trabajo más reciente de Keoghan es Calm With Horses, la película debut del director Nick Rowland, en donde también participan Cosmo Jarvis (Peaky Blinders) y Niamh Algar (The Virtues). Está basada en un guión de Joe Murtagh, y cuenta la historia de un ex boxeador que trabaja para un clan de traficantes de drogas, pero que también está tratando de construir una mejor vida familiar para sí mismo. Sin embargo, esos dos mundos chocan, tal como nos lo explica la sinopsis oficial:

“El ex boxeador Douglas ‘Arm’ Armstrong (Jarvis) es la fiel y violenta mano derecha del clan Devers, listo para repartir palizas para así complacer los capricho de su mejor amigo, quien es también el impredecible protegido de la familia, Dympna (Keoghan). Pero la lucha de Arm por encontrar su lugar en el mundo tiene consecuencias en la relación con su ex-novia Ursula (Algar) mientras se esfuerza por encontrar una vida mejor tanto para ella como para su joven hijo Jack”.

“Quería hacer el papel de Arm, originalmente”, dice Keoghan. “He sido boxeador desde que tenía 14 años. Pero no encajaba. Entonces Nick Rowland me dijo que el papel de Dympna fue escrito para mí”. Como Dympna, Keoghan lleva un corte de pelo punk y teñido, una chaqueta de cuero y un sentido de la moda metrosexual. “Dympna cree que tiene estilo. Se cree un tipo muy cool. Definitivamente es un showman. Es todo una fachada, porque es un niño asustado”.

De hecho, Keoghan explica que tanto Dympna como Arm son dos niños asustados, aunque ninguno lo admite. En cambio, obedecen a las presiones sociales de la masculinidad. “Dympna es un nombre de chica”, dice Keoghan, “y su padre se lo para que tuviera que luchar por sí mismo mientras crecía. Es el mismo concepto de la canción de Johnny Cash, A Boy Named Sue. Dympna es un perfecto ejemplo de no ser uno mismo, y de no conocerse a sí mismo”.

La película llega oficialmente a los cines del Reino Unido el día de hoy, y esperamos que llegue a las salas del resto del mundo en los próximos meses. Les dejamos el trailer a continuación:

Despues de leer, ¿qué te pareció?

  • 1
    Me gustó
  • Me prendió
  • Lo amé
  • Me deprime
  • WTF!
  • Me confunde